PREGUNTAS
FRECUENTES

QuickSmile es un sistema de ortodoncia invisible, en el cual se planifica virtualmente la alineación deseada de tus dientes y se ejecuta mediante la colocación secuencial de un número determinado de alineadores, diseñados a la medida de tu boca. Los alineadores dentales están hechos de material termoplástico transparente que, aplicando fuerzas suaves, corrigen de forma gradual la posición de tus dientes.

Cada alineador mueve tus dientes progresivamente, desplazándolos en horizontal, vertical e incluso girándolos según sea necesario. Los alineadores están diseñados para usar la cantidad idónea de fuerza en cada momento. Para un resultado final óptimo los alineadores deben estar colocados un mínimo de 20 horas al día.

Cuando pases a la siguiente etapa (generalmente cada 2 semanas), notarás que tus dientes se mueven gradualmente siguiendo el plan de tratamiento personalizado establecido por tu dentista y los especialistas de QuickSmile. 

La duración media de un tratamiento QuickSmile es entre 9 y 14 meses, aunque variará en función de tu diagnóstico. Solo tu doctor, junto con el equipo de QuickSmile, pueden estimar la duración del caso.

Una vez terminado el tratamiento, es posible que sea necesaria una segunda fase de refinamiento adicional para lograr una alineación perfecta de tus dientes. No tendrás que pagar más ya que esta fase está incluida en el precio.

El tratamiento está diseñado para adolescentes y adultos, siempre y cuando las encías y el esmalte de los dientes estén sanos, no haya movilidad dental ni grandes problemas de caries.

El tratamiento es compatible para adolescentes, siempre y cuando las encías y el esmalte de los dientes estén sanos, no haya movilidad dental ni grandes problemas de caries.

Como con cualquier tratamiento de ortodoncia, notarás ligeras molestias durante los primeros días del tratamiento, y posiblemente en alguno de los cambios de etapa, debido al movimiento de los dientes. Esta incomodidad disminuye progresivamente pasados estos días.

Para aliviar esta sensación, te recomendamos habar con tu doctor para que te prescriba la solución más acorde a tu caso.

Como con cualquier tratamiento, el uso de alineadores transparentes puede tener efectos secundarios. Entre otros estos pueden ser:

  • Incremento o disminución temporal de la salivación.
  • Ligera modificación del habla que desaparece después de unos días.
  • Posibles irritaciones en la lengua, mejillas o labios durante unos días.
  • Sensibilidad dental temporal.

La razón principal por la cual los pacientes eligen los alineadores dentales QuickSmile es porque son invisibles, haciendo que prácticamente no se note cuando los llevas puestos. A diferencia de los tratamientos de ortodoncia convencionales, los pacientes que usan alineadores QuickSmile también tienen la ventaja de poder quitárselos temporalmente para comer y/o cepillarse los dientes. Esto te permite mantener tu higiene bucodental de una forma más cómoda.

El precio del tratamiento varía según tu situación inicial y la complejidad del tratamiento.

Los tratamientos con dispositivos dentales QuickSmile varían entre 2.000€ y 3.500€ orientativamente, en la mayoría de los casos.

Los pacientes que solo necesitan un tratamiento más sencillo para corregir problemas menores, podrán beneficiarse de un precio más bajo.

Acude a alguna de las clínicas certificadas QuickSmile que encontraras en la página de «¿Donde estamos?» o solicítaselo a tu doctor de confianza.

En general, los pacientes visitarán a su doctor de QuickSmile cada 6 – 8 semanas para verificar que el tratamiento avanza según lo planeado y recibir gradualmente los siguientes alineadores, aunque la frecuencia final de visitas dependerá de la decisión del profesional que te trate.

Una vez terminado el tratamiento, es importante usar una retención para estabilizar los dientes en su nueva posición. Si quieres que tus dientes permanezcan en su posición ideal y no se muevan, recomendamos usar un sistema de retenedores. Pero no te preocupes, te lo prescribirá tu dentista QuickSmile.

Apto

  • Encías sanas
  • Dientes sin movilidad
  • Dientes sin caries

NO apto

  • Encías sangrantes
  • Movilidad de los dientes
  • Dientes fracturados o con caries
  • Ausencia de varios dientes
  • Angioedema hereditario

¿Hay alguna restricción dietética durante el tratamiento?

No. A diferencia de los brackets tradicionales, puedes comer y beber lo que quieras durante tu tratamiento, ya que puedes quitarte los alineadores en cualquier momento. Para una buena higiene oral, recomendamos el cepillado de los dientes y el uso de hilo dental después de cada comida, antes de volver a colocarte los alineadores.

¿Puedo seguir haciendo ejercicio durante el tratamiento?

¡Sí! Los alineadores QuickSmile te permiten disfrutar de cualquier actividad deportiva sin tener que preocuparte por molestias o dolores, evitando lesiones como las producidas por los brackets en caídas o golpes. Si tu deporte requiere usar un protector bucal, simplemente quítate los alineadores dentales y colócate el protector.

¿Cuál es la mejor manera de limpiar mis alineadores?

Los alineadores son extraíbles, lo que permite continuar cepillándote los dientes como lo harías habitualmente. Simplemente cepilla y enjuaga con agua tibia los alineadores. 

¿Con qué frecuencia debería usar mis alineadores?

Debes usar tus alineadores permanentemente durante la duración del tratamiento, excepto para comer, consumir bebidas calientes o dulces, cepillarte los dientes o usar hilo dental. Se recomienda usarlos de 20 a 22 horas al día.

¿Puedo fumar/vapear con mis alineadores?

No es recomendable ni fumar ni vapear con los alineadores puestos para no alterar su forma debido al calor y no teñirlos con las sustancias químicas.

¿Debo quitar mis alineadores para tomar té o café?

No es aconsejable consumir bebidas azucaradas o calientes con los alineadores, ya que pueden causarles ligeras deformaciones.

¿Puedo masticar chicle con mis alineadores?

No se recomienda ya que pueden adherirse a tus alineadores. 

¿Los alineadores afectan al habla?

Algunos pacientes pueden notar efecto en su habla durante los primero días. Sin embargo, como con todos los tratamientos de ortodoncia, es necesario un breve período de adaptación.